La Consejería de Salud y Familias ha modificado la Orden de 4 de diciembre de 2020, por la que se actualizan las medidas preventivas de salud pública en los centros sociosanitarios, otros centros de servicios sociales y de servicio de la Comunidad Autónoma de Andalucía para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el coronavirus (COVID-19).

Dicha modificación establece que hasta la finalización de la vacunación del grupo 1 de la primera etapa del Programa de Vacunación COVID-19 en Andalucía, se suspenden todas las salidas y visitas, con objeto de preservar los centros residenciales libres de brotes activos por COVID-19. Para paliar los efectos negativos acumulados de esta suspensión, en el marco del Plan de Humanización del centro residencial se potenciarán las actividades grupales dentro del mismo en grupos estables de convivencia y se intensificará la comunicación diaria con la familia mediante medios telemáticos, como teléfono, videoconferencias y otros disponibles.

Hay que recordar que la vacuna requiere dos dosis separadas por un periodo de 21 días, y durante ese periodo y hasta pasados 7 días de la segunda dosis no se consigue inmunidad suficiente para la protección de las personas vacunadas frente al COVID-19.

La residencia de mayores Nuestra Señora de la Caridad de Sanlúcar, gestionada por la empresa municipal Emuremasa, sigue, desde el inicio de la pandemia, un estricto protocolo contra la covid, logrando que hasta el momento ninguno de los residentes ni los trabajadores hayan sufrido contagio. Sanlúcar de Barrameda, miércoles 13 de enero de 2021